Vino en lata Zeena: ”el sorbo de libertad”

Las cosas cambian. Los gustos, las modas, los intereses; todo evoluciona. Hasta la forma de consumir el vino. Cuando piensas en este producto, te imaginas bien una copa o una botella de vidrio, ¿verdad? Es lo tradicional. Sin embargo, eso ha cambiado. Ahora, cada vez más -sobre todo en países como Reino Unido o Estados Unidos-, el vino enlatado está consiguiendo un crecimiento sin precedentes. En España, un país con una cultura muy arraigada en la que el vino juega un papel importante –es uno de los países con mayor producción vinícola mundial-, todavía no ha ganado tal popularidad. Y ese es el objetivo que se ha propuesto el vino en lata Zeena: darle una vuelta de tuerca a la forma de embotellar el vino. ¿Quieres conocer su propuesta? 

¿Por qué vino en lata?

Lo cierto es que esto del vino en lata no es nada nuevo. Aunque no adquirió la popularidad que está adquiriendo recientemente, en la Primera Guerra Mundial ya se consumía el vino en grandes latas hechas de metal. Sea como sea, y viendo la acogida, sobre todo de los países anteriormente mencionados, parece ser que el vino enlatado ha llegado para quedarse. Y la pregunta es: ¿qué tienen las latas que no tengan las botellas de vidrio?

dónde comprar vino en lata

Lata de vino español / Foto: losproveedores

La primera de las ventajas -y la más obvia-, es que las latas son más cómodas que las botellas. Durante una comida en un restaurante, la botella está bien; ¿pero y qué pasa si surge un plan improvisado y no dispones de sacacorchos? En ese sentido, la lata se lleva el punto porque no necesita ningún accesorio para ser servida. Otro motivo es la sostenibilidad del material: el aluminio es 100% reciclaje, lo que se traduce en un impacto en el medio ambiente menor. Y en cuanto a costes, también el enlatado se lleva la palma: al final, el peso es menor que el del vidrio y es menos probable que se rompa. 

¿La objeción, al menos en España? Que apostar de lleno por esta nueva forma de consumir el vino supondría dejar atrás una tradición centenaria. Además, existe el prejuicio de que el hecho de que venga en este nuevo formato implica que la calidad es cuestionable. Sin embargo, cada vez más, el sector vinícola español se muestra más abierto a dejar que la evolución siga su camino. Quién sabe si conseguirá instalarse en el país; sea como sea, marcas como Zeena ya venden su vino enlatado en España.

Conoce el vino en lata Zeena

La marca Zeena se llama así por varios motivos; y da igual el significado que escojas, porque todos ellos culminan en lo mismo: la libertad y fortaleza de poder elegir– y que describe muy bien su slogan, “a sip of freedom”, un sorbo de libertad-. Desde la idea de “hombres libres” de la cultura bereber, hasta la princesa “Xena”, considerada una mujer de carácter duro y valiente; como lo es Sana -fundadora de la marca-. Todas ellas conforman el significado y la esencia del vino en lata Zeena.

Por el momento, puedes encontrar dos productos en Zeena: el vino tinto y el vino blanco -el pack de cuatro latas cuesta 15€ y el de 24 vale 60€; el mismo precio para las dos variedades. Pronto añadirán un tercer producto: un rosado. Los dos son orgánicos -la elaboración del vino se hace de manera natural; nada artificial- y veganos -es decir, que los productos para afinar la bebida no son de origen animal, como ocurre en el caso de los vinos tradicionales-.

Vino en lata Zeena

Vino en lata Zeena: tinto, blanco y próximamente rosado | Fuente: drinkzeena.com

La uva empleada para la elaboración de estos vinos es la garnacha -blanca y tinta- de viñedos españoles. ¿Qué por qué esa y no otra? Pues porque “la garnacha es una variedad mediterránea con notas de fruta fresca y floral; representa muy bien a Zeena”, dicen desde la misma marca. Esto, unido al hecho de que son vinos secos, en los que la cantidad de azúcar es mínima, hacen de ellos el equilibrio perfecto. 

Rico, respetuoso con el medio ambiente, producto de cercanía y natural. Si te ha entrado curiosidad por probar el vino en lata Zeena, puedes hacerlo a través de su página web o en tiendas físicas de Gerona, Barcelona y Madrid. Se han extendido también a la hostelería, y puedes encontrarlo en ciertos restaurante con servicio de delivery en Andorra, Barcelona, Bilbao, Madrid, Sevilla y Valencia. ¿A qué esperas para probar ese “trago de libertad”?

Spread the love
No hay comentarios

DEJAR UN COMENTARIO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.