Pescado a la parrilla, emblema de Getaria

Es uno de los enclaves portuarios más bonitos del País Vasco y la especialidad culinaria que brilla incluso más que su propio mar es el pescado a la parrilla, acompañado de un buen vino txakoli. En Getaria, desde doradas hasta rodaballos capturados en las mismas aguas que bañan al municipio se preparan con el mimo necesario que culmina en un gran plato. Además, esta técnica se eleva todavía a su mayor exponente en todo un templo de las brasas: el restaurante Elkano. Nos vamos de escapada gastronómica para descubrir esta localidad de Guipúzcoa con el tercero de sus emblemas que no te deja indiferente. ¿Quieres saber cómo se consigue dejar al punto este exquisito manjar y qué otros atractivos tiene el pueblo? ¡Vamos!

Los encantos de Getaria

En el golfo de Bizkaia hay un lugar único en toda la geografía española donde puedes disfrutar de una experiencia gastronómica sin parangón. Porque en Getaria, la tradición marinera se ha mantenido hasta hoy día para servir a los especialistas de las brasas una excelente materia prima procedente del mar Cantábrico. El pescado a la parrilla es símbolo de la apasionante tarea que han seguido desempeñando desde pescadores hasta cocineros vascos. Un pequeño pueblo encantador a tan solo 25 kilómetros de San Sebastián te ofrece unos pescados y mariscos inigualables. Su cocinado incluso se observa al pasear por las bonitas calles, adonde los chefs sacan todo su arte a relucir. Los sabores auténticos de la zona costera vasca están garantizados. ¡Seguro que ya tienes ganas de probarlos!

pescado a la parrilla

Pescado a la parrilla

Pero antes de adentrarnos en cocinas o de contemplarlas directamente fuera, queremos dibujarte un breve paisaje literario sobre este fabuloso destino. Imagínate un pintoresco puerto con el océano de fondo, dos atractivas playasGaztetape y Malkorbe– unas onduladas colinas repletas de viñas, el casco viejo imperante e incluso una montaña en una pequeña isla. Todo esto es lo que puedes encontrarte en Getaria, así que la degustación de su gastronomía más típica tan solo es un ‘pedacito’ de los encantos que te brinda. Entre ellos, destacamos el monte de San Antón al final de la zona portuaria por ser un parque natural con variedad de vegetación y fauna. Varios senderos te dirigen a su cima, desde la cual puedes obtener una panorámica espectacular del pueblo.

Getaria paisaje

Panorámica de Getaria / Foto: euskoguide

Balenciaga y Elcano, hijos célebres

Luego, es imposible no nombrar y recordar cuáles son los dos emblemas del municipio, los dos hijos célebres que crecieron allí en Getaria. Uno es Cristóbal Balenciaga, un auténtico innovador en el mundo de la moda y cuya firma es ahora mundialmente conocida. Su técnica y su perfección no tienen competencia. Puedes conocer todo sobre esta eminencia de la alta costura en el museo que ocupa hasta dos edificios conectados entre sí. Luego, otra personalidad de mucho prestigio tanto en la época como a día de hoy desde el recuerdo histórico es Juan Sebastián Elcano. El marino y explorador que completó la primera vuelta al mundo nació también en Getaria. Monumentos en su honor no faltan en la localidad guipuzcoana. Por ejemplo, en la plaza del ayuntamiento o en la vía principal del pueblo.

El pescado a la parrilla, tercer tesoro

Junto a esas personas de renombre mundial, el tercer tesoro del enclave vasco es su pescado a la parrilla que puedes probar en los distintos restaurantes que se reparten por la zona portuaria. Te recomendamos comer unos salmonetes en la terraza del May Flower o una rica lubina en el Boga Boga. Aunque también dispones del restaurante Txoko para probar el rape y las sardinas o el Astillero para dejarte persuadir por sus rodaballos y besugos. Eso sí, si lo que quieres es una experiencia más lujosa, digna de Estrella Michelín, debes dirigirte al restaurante Elkano. Allí fue donde Pedro Arregui reinventó el asador marinero y, en la actualidad, su hijo continúa con la esencia de su padre. Elige cualquiera de sus pescados o mariscos en parrilla de carbón y sumérgete en un mar de sensaciones sabrosas.

Además de los exquisitos manjares marinos mencionados y otros como el lenguado, la merluza, el bacalao, el bogavante o los txipironespuedes probar otros platos típicos. Porque la gastronomía del País Vasco no se entiende sin las kokotxas rebozadas, el marmitako de bonito o los famosos pintxosTodas estas delicias acompañadas siempre por un buen vino blanco txakoli pone la guinda al pastel. Ese que también se prepara como postre con especialidad vasca. En la tienda especializada Nagusia Kalea puedes adquirir estos vinos tan característicos de la región, aunque si te apasiona todavía más este producto, nada mejor que visitar alguna bodega de alrededor.

¡Vive una escapada fantástica descubriendo los encantos de Getaria, incluido entre ellos el mejor pescado a la parrilla que, seguramente, pruebes en toda tu vida!