¿Cuáles son los efectos de los ultraprocesados?

Está claro que comer una buena hamburguesa o una deliciosa lasaña es uno de los mayores placeres de la vida. Pero, como es obvio, su consumo constante no es lo más favorable para el cuerpo y la salud. Para demostrar este aspecto, el médico y presentador británico Chris Van Tulleken ha publicado un reportaje que explica cuáles son los efectos de los ultraprocesados en el cuerpo y la mente de las personas. Los resultados que ha obtenido y las explicaciones que da a todo ello te resultarán, cuanto menos, impactantes. ¡Es tu oportunidad para tomar conciencia de este peligro!

Un grave problema

Antes de comprobar cómo fue el reportaje del médico británico, debes conocer algunos datos más que preocupantes sobre los efectos de los ultraprocesados. Y es que varios estudios científicos han demostrado que abusar de estos alimentos aumenta el riesgo de mortalidad. De hecho, la Universidad de Navarra demostró que consumir más de cuatro raciones de este tipo de alimentos al día aumentaba en un 62% el riesgo. Junto con esto, la investigación demostró que más del 25% de la población española lleva una dieta con alto consumo de productos ultraprocesados.

Todos estos alarmantes datos han ocasionado que uno de cada cuatro adultos y uno de cada cinco niños sean obesos. Aunque, estas cifras son estimadas. Por contraposición, existen alimentos procedentes de la industria que no son perjudiciales para la salud. Esto es así porque su procesamiento ha sido menor o no incluyen ingredientes con exceso de sal, azúcar o grasas de mala calidad. Estos son los que algunos expertos en nutrición denominan “buenos procesados”.

Efectos de los ultraprocesados

Comida ultraprocesada. Fuente: concienciaeco.com (pinterest.com)

Plan para demostrar los efectos de los ultraprocesados

Seguro que alguna vez te has preguntado qué le pasaría a tu cuerpo si solo le dieras comida basura. Pues eso ha sido lo que ha querido estudiar Chris van Tulleken. Para comprobar cómo los efectos de los ultraprocesados pueden afectar al cuerpo humano se sometió a una dieta muy peligrosa: comer durante 30 días prácticamente solo comida ultraprocesada. De hecho, cambió su dieta, hasta ese momento sana, por una en la que los productos industriales ocupaban el 80% de la ingesta diaria.

Pero, aunque viéndolo así puede parecer un plan extremo, la realidad es que hay personas que ya llevan esta dieta, sin la necesidad de que sea un experimento. El especialista asegura que 1 de cada 5 británicos lleva un régimen igual o peor al que llevaba él durante el proyecto. Por lo que, el fin principal de esta investigación era conocer si cambiando la proporción de alimentos ultraprocesados en su dieta, su salud se veía afectada.

Del placer al hambre

El experimento de van Tulleken comenzó de manera tranquila. A todo el mundo le gusta un poco de comida industrial de vez en cuando. De hecho, solo para empezar eligió unas alitas de pollo, una lasaña congelada e, incluso, unos copos de arroz de chocolate. Lejos de poner freno al consumo de estos malos alimentos, asegura que cada bocado es como hacer cosquillas a su cerebro. Además, en el vídeo que ha colgado a Youtube, con el seguimiento de la investigación, se puede ver como disfruta de cada producto y repite una y otra vez su ingesta.

Pero, a medida que va comiendo se va dando cuenta de los negativos efectos de los ultraprocesados. Y es que, solo en el sexto día afirmó que tenía hambre constantemente, es decir, que quería comer gran cantidad muy a menudo. Esto es así porque no solo se trata de necesidad. La comida basura que ingiere puede llegar a resultar adictiva. Se podría decir que el médico detectó que su manera de comer era compulsiva.

Estreñimientos, dolores de cabeza y acidez

Después de los primeros 10 días siguiendo esta dieta bastante cuestionable, empieza a notar los primeros síntomas sobre su organismo. En primer lugar, está estreñido, algo que califica como normal después de haber eliminado la fibra que otorga la ingesta de alimentos frescos como las frutas y verduras. Pero, esto no solo queda ahí, en torno a la mitad de la investigación afirma sentir fuertes dolores de cabeza. Y, la acidez también hace aparición.

A todo esto, se le suman los problemas para dormir, ya que se despertaba en la noche con ganas de comer a medida que avanza en la dieta. Aunque, este dato no es de extrañar, ya que la ciencia ha demostrado una relación directa entre alimentación y sueño. De hecho, las dietas ricas en grasas saturadas y bajas en fibra conllevan sueños más ligeros.

Efectos de los ultraprocesados

Alimentos ultraprocesados. Fuente: bionsan.com (pinterest.com)

Resultados muy alarmantes

Después de los 30 días de investigación, van Tulleken se sometió a una serie de análisis y pruebas para averiguar cómo había cambiado su cuerpo por culpa de los efectos de los ultraprocesados. Como está claro, había engordado. En tan solo 4 semanas el médico había ganado 6,5 kilos. Además, su índice de masa corporal aumentó 2 puntos y su proporción de grasa se incrementó en 3 kilos. Y, esto no solo queda ahí, su nivel de hormonas también se vio afectado en lo relativo al apetito.

Centrándose en todo lo relativo al cerebro, este había creado nuevas conexiones, vinculando centros de recompensa con las áreas que impulsan en comportamiento automático repetitivo. Es decir, había desarrollado un principio de dependencia hacia la comida basura en tan solo 30 días. Algo más que preocupante no solo para él y su generación, sino para los más jóvenes cuyos órganos aún están desarrollándose.

Has podido comprobar que los efectos de los ultraprocesados son muy negativos. Un consumo desorbitado y sin control puede ocasionar graves problemas a tu cuerpo y, por tanto, a tu salud. Por lo que, cuidar correctamente de tu dieta tiene que ser una de tus prioridades. ¡Tu bienestar depende de ti!

Spread the love
No hay comentarios

DEJAR UN COMENTARIO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.