¿Es sano comer pavo? Alternativa con mito

Esta es una de las carnes más deliciosas y sustitutas de otras opciones más comunes que existen en el mercado pero ¿es sano comer pavo? En principio, no deberíamos de plantearnos esta cuestión porque puedes encontrarte una amplia variedad de cortes de dicho producto en cualquier supermercado. Sin embargo, existe una teoría que genera polémica respecto a su consumo y que está vinculada con el método de producción del manjar. En este artículo te despejamos todas las dudas porque este alimento te ofrece unas ventajas culinarias y nutricionales que conviene saber para incluirlo en tu dieta habitual.

El pavo en España: producción y consumo

Esta ave ya lleva bastantes décadas presente en nuestras granjas después de que los españoles descubrieran el famoso pavo americano tras el descubrimiento de América. Aunque, realmente, es originario de México, este animal fue trasladado a la cocina en su forma más popular y extendida por todo el continente. Sí, os hablamos del pavo entero al horno que los ciudadanos americanos preparan en el Día de Acción de Gracias o para festejar la llegada del nuevo año. Se puede incluso decir que este manjar elaborado así es un exponente de la gastronomía estadounidense.

En cambio, aquí en España, tras descubrir semejante producto cárnico, este no tuvo demasiado éxito entre la población, al principio. Después ya se fue incrementando su consumo aunque, desde hace cientos de años, otros países europeos como Francia o Alemania lo llevan produciendo y comiendo de manera regular. A partir de los años 70, el pavo recaló en nuestro país que, actualmente, es el 5º productor en Europa. Una parte se exporta, mientras que el consumo nacional ha ido aumentando de forma notable. Sobre todo, en los últimos años. Ya no estamos tan lejos de los franceses, por ejemplo.

Por qué es sano comer pavo

Como hemos apuntado, poco a poco el consumidor español ha ido cogiéndole cariño al producto para variar un poco entre los productos cárnicos más habituales, como el pollo, el cerdo o la ternera. Y es que te dejamos claro ya que sí es sano comer pavo (y mucho), gracias a una composición en nutrientes muy completa. Incluso podríamos afirmar que es mejor, en términos saludables, respecto a lo que te aporta la otra carne blanca competente (pollo). Así pues, este alimento te ofrece unas propiedades nutricionales y organolépticas perfectas para cualquier dieta que sigas. Para una de pérdida de peso es ideal, pero también para otra de ganar músculo.

es sano el pavo

Pavo al horno

Es sano comer pavo porque está compuesto por agua, vitaminas del grupo B y ácido fólico. También por minerales como el zinc, el selenio, el hierro, el potasio y el fósforo. De algunos de estos últimos citados, la pechuga tiene más en comparación con la del pollo. Eso sí, sus dos grandes potencialidades están en el elevado contenido en proteínas (de alto valor biológico, con aminoácidos esenciales) y en el bajo colesterol. Un nivel este por debajo de lo que contienen otras carnes.

Por último, cabe resaltar igualmente el escaso nivel de grasas al tratarse de una carne magra y, en consecuencia, también su bajo contenido de calorías. Aunque esto siempre depende del tipo de pieza que se consuma, las diferencias son notables respecto a otros productos cárnicos. Es sano comer pavo porque si no quieres consumir hidratos de carbono, no tienes que preocuparte: ¡no lleva! Una vez el animal muere, se destruye el glucógeno de sus músculos.

pechugas de pavo

Filetes de pechuga de pavo

Entonces, ¿qué mito existe con él?

En el método de producción del pavo, hay una teoría extendida que apunta a un crecimiento del animal con hormonas para que alcance antes el objetivo marcado para ser sacrificado y comercializado. No obstante, esto no es más que un mito. Tanto en España como en Estados Unidos está prohibida la venta de aves que han sido sometidas a ese proceso de engorde.

Lo único que se controla en las granjas es la alimentación, la salud y la genética del animal. Si la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria tiene unas normas muy estrictas con este asunto, igual sucede en el país por excelencia del pavo. En EE.UU. se cría según las reglas.

En resumen, apuesta ya por esta carne tan saludable y sabrosa, llena de ternura, jugosidad e incluso adaptable a distintos tipos de cocinados: horno, plancha, parrilla, barbacoa… Te recomendamos probar los productos de Turkey Lovers, marca especializada que promociona que sí es sano comer pavo. Hasta seis gamas distintas en su catálogo de cortes y elaborados puedes encontrar. ¡Consume este alimento con moderación pero regularidad!