Proteínas ISO, complemento pero no sustituto

La imposibilidad de salir de casa durante un largo período de tiempo, a causa de la pandemia, hizo que nos preocupásemos más por nuestro aspecto físico. Cada vez más personas acuden de manera regular al gimnasio. Siempre bajo las medidas de seguridad pertinentes. Y, por ello, el consumo de proteínas ISO en polvo o en bolsas se ha ido generalizando entre los deportistas. Las ventajas nutricionales que aportan son, sin duda, un atractivo para todas aquellas personas que hacen ejercicio físico regularmente. ¿Te interesa? Aquí vas a descubrir cuáles son sus beneficios, así como el poder gastronómico que tienen.

¿Qué son las proteínas ISO?

Como ya sabes, las innovaciones en el campo de la alimentación deportiva son cada vez más y de mejor calidad. No iba a ser menos con las proteínas, ya que existen diferentes formas de tratar el suero del que se obtienen. Una prueba de ello son las proteínas ISO, una modalidad diferente de este nutriente que muchas marcas deportivas han puesto en el mercado. En resumen, se trata de proteína del suero, pero concentrada al 90%, es decir, tiene una mínima presencia de hidratos.

Proteínas ISO

Proteínas Isolate. Fuente: skilledfitness.com

Este tipo de proteínas tienen una gran solubilidad. Esto quiere decir que es más fácil de digerir para el organismo porque no se coagula cuando llega al estómago. Esto hace que la proteína pase directamente a la sangre, aumentando el efecto de este nutriente en nuestro organismo.

Junto con todo esto, son fácilmente asimilables para nuestro cuerpo, por lo que su digestión no tiene demasiada complejidad. Haciendo que se evite de raíz esa sensación de pesadez que producen otras proteínas. Cabe destacar que las proteínas ISO contribuyen a acelerar el metabolismo, que repercute en la quema de calorías.

Beneficios nutricionales

Las proteínas ISO destacan, sobre todo, por ser un aislado puro de proteína. Es decir, que estos nutrientes no contienen apenas hidratos de carbono. Por lo tanto, son ideales para conceder a nuestro organismo aminoácidos esenciales. Además, esta función la realizan sin añadir ningún otro tipo de sustancias o nutrientes que nuestro cuerpo no necesite en ese momento. Cabe destacar que, por cada 100 gramos de proteínas ISO que consumas, te aportan 371 kilocalorías de valor energético.

Y es que son las más completas. De hecho, este tipo de nutrientes es utilizado por las personas que se dedican al deporte de manera más profesional, ya que son ellos los que más trabajan los músculos. Y es que, la principal ventaja que tienen estas frente a las proteínas whey es el mayor contenido de grasas y carbohidratos de las últimas.

Recetas alternativas

Al contrario de lo que puedas pensar, las personas asiduas al gimnasio no solo ingieren las proteínas ISO mediante batidos. No cabe duda de que esta forma de consumo es la más habitual, pero debes saber que la proteína en polvo puede tener muchos más usos en la cocina. Solo tienes que echarle un poco de imaginación e intentar crear tus propias elaboraciones.

Y esto no solo queda ahí, puedes encontrar estos nutrientes en comercios especializados en deporte con un precio entre 25 y 50€ según la cantidad que desees. ¡Y de infinidad sabores! Gracias al auge que están teniendo estos nutrientes en los últimos tiempos, los puntos de venta han puesto a disposición de sus clientes estos productos de diversos gustos.

Puedes elegir entre chocolate, fresa, limón… y muchos más. Aunque el preferido por los deportistas sigue siendo el neutro. A continuación, te presentamos algunas recetas que puedes intentar en tu casa:

  • Magdalenas proteicas de requesón y chocolate blanco
  • Tortitas de proteína de sabores
  • Mousse proteica
  • Dip de cacahuetes y proteína dulce para picotear

Como te hemos dicho, los usos en gastronomía de las proteínas son muy variados. Son adaptables a variedad de recetas. Te proponemos que intentes crear tus propios platos, es cuestión de imaginación y ganas.

Proteínas ISO

Tortitas de proteína de sabores. Fuente: vitonica.com

Proteínas ISO como suplemento

El hecho de que estas proteínas sean de rápida absorción por el organismo hace que se deban consumir en momentos muy concretos. Los expertos recomiendan que sea justo después de una sesión de entrenamiento, cuando los músculos han sufrido y necesitan ser reparados y nutridos.

Pero debes saber que las proteínas ISO son siempre un suplemento, en ninguno de los casos sustituyen a ninguna comida. Este punto es uno de los más problemáticos, pues esto podría ocasionar fallos en nuestro organismo. Además, se recomienda no superar la dosis diaria recomendada. Incluso es contraindicado en casos de patología renal, hepática, embarazo y niños menores de 12 años.

Ya has podido comprobar que las proteínas ISO no solo se consumen en batidos. Estas tienen muchos usos gastronómicos y puedes incluirlas en tu dieta. Son un nutriente muy beneficioso para el organismo, pero se debe tomar con precaución. ¿Vas al gimnasio y sueles recurrir a ellas? ¿Cómo las ingieres?

Spread the love
No hay comentarios

DEJAR UN COMENTARIO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.