Smart Food, ¿es posible comer bien en poco tiempo?

Smartphone, smartwatch, smart TV… Cada día son más las palabras que añaden a su raíz el término “smart”, es decir, inteligente, para señalar un nuevo concepto que sobresale entre los demás y que tiene unas ventajas únicas. La nueva forma de alimentación de la que vamos a hablarte hoy lleva incorporada también esa palabra, solo que para la comida y el mundo culinario. ¿Quieres saber qué es la Smart Food y qué tiene de especial para destacar y ganar cada día más adeptos? 

¿Qué es esta iniciativa alimenticia?

Smart Food es una nueva forma de alimentación que consiste en ingerir snacks saludables. Este tipo de comida está elaborada con ingredientes naturales y cada vez más está obteniendo nuevos consumidores que pretenden ahorrar tiempo a la hora de comer. La puedes consumir a través de productos como polvos, bolsas o barritas y tiene la cantidad adecuada de nutrientes y de calorías según las necesidades de cada uno y de cada comida del día.

Smart Food

Logo Smart Food | Fuente: Smart-food.es

Uno de los principios básicos que caracteriza a la forma de alimentación Smart Food es su lucha contra el desperdicio alimentario, es decir, su objetivo es no malgastar comida, comer únicamente lo necesario y, del mismo modo, ahorrar tiempo. Además, es un modelo de consumo completamente respetuoso con el medioambiente y apto para que lleves una dieta equilibrada.

Asimismo, un dato que probablemente desconozcas y que es una información desoladora es que, aproximadamente, 88 toneladas de alimentos se desperdician cada año en la Unión Europea por un valor de 143.000 millones de euros. Mientras que una de cada siete personas en el mundo no tiene suficiente para comer. Por lo que esta forma de alimentarse puede ayudar a paliar ese problema.

Smart Food

Snacks de Smart Food | Fuente: Sf-snacks.com

¿Quién puede llevar este tipo de alimentación?

Esta corriente comenzó en Silicon Valley, en California, donde el rápido, agobiante y acelerado ritmo de trabajo que tienen llevó a muchos de los trabajadores a echar mano de alimentos insanos. Por ello, se decidió crear este tipo de alimentación para compensar los nutrientes que estaban perdiendo y comer de una forma sana a pesar de la falta de tiempo con la que tenían que convivir.

Y, aunque realmente con la Smart Food no se pretende sustituir todas las comidas, sí que te ayuda a llevar una dieta equilibrada. Además, es la opción ideal si no dispones del tiempo necesario para alimentarte bien y de una forma correcta y saludable. La iniciativa se está imponiendo principalmente en entornos TIC.

Igualmente, cualquier persona puede seguir este tipo de alimentación, aunque los habituales consumidores de esta nutrición inteligente son mayoritariamente hombres de entre 25 y 35 años, profesionales del sector TIC y estudiantes. Además, lo suelen consumir, sobre todo, en las comidas y en los desayunos, que son las ingestas más importantes del día y con las que más beneficios obtiene tu cuerpo.

Satislent, la Smart Food con dieta mediterránea

Trasladando el concepto de Smart Food a España, los hermanos Carlos y Alfonso Ucha decidieron poner en marcha el llamado Satislent. Esta forma de alimentación, que ha contado con el respaldo de expertos en nutrición, comercializa un producto globalmente sostenible. Además, según sostienen en su página web, “una ración individual equivale a una comida completa y te costará menos de 2€”.

Smart Food

Barritas compact Smart Food de Satislent | Fuente: Satislent.com

Asimismo añaden que no son sustitutivos alimenticios: “Los sustitutivos alimenticios se utilizan en dietas hipocalóricas para fines dietéticos, por lo que no aportan los nutrientes necesarios para una sensación de saciedad y energía. En Satislent nos centramos en la calidad de los ingredientes utilizados para un aporte equilibrado y completo de nutrientes”.

Como nuestra dieta mediterránea, cuenta con ingredientes naturales y locales como el aceite de oliva virgen, el gofio de maíz canario, la proteína de guisante, la avena, las semillas de lino o la harina de soja. Y ahora, su producto se distribuye a más de 26 países, principalmente en Francia, Portugal y Alemania, además de ser consumido en España cada vez de una forma mayor.

Si quieres evitar la tentación de alimentarte con comida basura o de comer mal por falta de tiempo, la Smart Food puede ser una gran solución para aportarte todos los nutrientes que necesitas. Sus productos son fáciles de obtener y económicamente sostenibles para todos. ¿Te animas a probarlos? 

Spread the love
No hay comentarios

DEJAR UN COMENTARIO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.