Hoy tratamos la estevia, una planta que ha ido popularizándose en su consumo. Seguramente habrás escuchado que es la solución a todos los problemas que causa el azúcar. ¿Seguro? A continuación analizamos las diferentes posturas en torno a este edulcorante natural. Veamos si es tan bueno o tan malo como lo pintan.

Frenando al azúcar

El azúcar no sale del punto de mira. Muchas personas se preocupan por los efectos que pueda tener sobre nuestra salud y con razón. Está demostrada su relación directa con la diabetes, obesidad, problemas cardíacos y otros trastornos. Por ello es que cada vez encontramos más productos sin azúcar en el mercado. Algunos incluyen la palabra “cero” en su nombre para indicar la ausencia de este ingrediente. Sin embargo, muchas de las personas que dejan el azúcar echan de menos el sabor dulce. Así pues, buscan un endulzante que cause menos daños.

 

 

estevia edulcorante

¿Estevia como edulcorante? / Fuente: stevia10.com

 

La estevia es uno de los protagonistas de estos productos. Proviene directamente de las hojas de una planta sudamericana: Stevia Rebaudiana. ¡Posee más de 11 componentes dulces llamados glucósidos de esteviol! No obstante, no siempre ha sido tan conocida. Antiguamente solo la empleaban los guaraníes en sus bebidas. Sin embargo, esto cambió en 1971, cuando comenzó a exportarse a Japón. Parte de de su éxito reside en que es de 200 a 300 veces más dulce que el azúcar.

Mantuvo bajo perfil a lo largo del siglo XX pero dio el gran salto en el siglo actual. Comenzó a venderse como un sustitutivo con el que te ahorras todos los perjuicios del azúcar. Adiós a la posibilidad de tener problemas con insulina. Su popularidad crecía y su uso en alimentación fue aprobado en EE.UU. en 2008 y en la U.E. en 2012. El marketing que la catalogaba como producto saludable y natural fue lo que más contribuyó en su expansión. Hoy en día se usa para todo. Hasta para la ginebra, como explicamos en el artículo sobre Ginevia.

ginevia

Botella de la ginebra y dos vasos con hielo / Foto: @gineviapremiumgin

 

¿Cómo de natural es la estevia?

No es tan natural como se cree. La planta necesita ser procesada para que podamos conseguir el edulcorante. Por ello es que existe una polémica en torno a este endulzante que algunos nutricionistas recomiendan evitar. Su consejo es prescindir de los azúcares añadidos y si hace falta del sabor dulce. Como mucho puedes usar miel, que es muchísimo más natural y endulza igualmente. Al menos esta no está relacionada, según algunos estudios, con infertilidad, anemia y falta de glóbulos rojos.

Si leemos los ingredientes de los productos que contienen estevia la encontramos en cantidades muy bajas de glucósido de esteviol. Un ejemplo lo encontramos en refrescos que prescinden del azúcar en pos de la estevia. ¡En algunos casos este es del uno por ciento! ADemás por cuestiones de marketing muchas marcas evitan la denominación E-960 propia del extracto refinado. De hecho le añaden productos como la maltodextrina para disimular el leve sabor amargo de la hoja original. Por lo tanto, ¿tan saludable es consumir un producto procesado para sustituir otro producto procesado?

 

 

 

plantación de estevia/Fuente: stevia10.com

Plantación de estevia / Fuente: stevia10.com

Por el contrario, a la estevia natural sin tratar se le atribuyen algunos beneficios para la salud. Hay quienes le achacan una reducción del riesgo de sufrir cáncer de páncreas. Por no mencionar que mantiene a ralla la tensión arterial y es diurética. Además, nunca se ha visto un caso de alergia a la estevia. Otros estudios (como este publicado en PubMed) le atribuye propiedades antibacterianas. No obstante, tampoco debemos considerarla como la panacea. Aún no existe una evidencia sólida que mueva a la gran mayoría de investigadores en la misma dirección. Si quieres conocer más te recomendamos leer steviados.es.

Algo que ocurre con la estevia procesada es que se trata de un producto de reciente comercialización. Debido a la falta de consenso científico estos recomiendan consumir cantidades moderadas por si acaso. No conocemos bien los efectos a largo plazo. Es más, se han hecho estudios con animales con resultados dispares. En unos los ratones se quedaban estériles y en otros no. Como diría el filósofo Epicuro, debemos disfrutar el placer del dulce de forma racional para que no nos produzca dolor. En cambio la estevia natural nos puede dejar más tranquilos. Todo depende del formato.

Spread the love
No hay comentarios

DEJAR UN COMENTARIO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.