Fruta deshidratada de Mercadona, ¿cómo es?

Para picar entre horas, acompañar a otras recetas o tomar como postre, la fruta deshidratada de Mercadona es una alternativa saludable y muy interesante. Si sueles pasar mucho tiempo fuera de casa, te la recomendamos también, ya que te permite recurrir a unos snacks prácticos, nutritivos e incluso útiles para imprevistos. Los últimos que vende la cadena valenciana llevan poco tiempo en el mercado, salieron como novedad entre finales del 2019 y principios de este año. Son tres: mango, manzana y piña. Eso sí, no son los únicos, ya que se suman a otros productos similares, pero más tradicionales. ¡Aquí te destripamos cómo son los nuevos!

En el agua está la clave

El proceso de elaboración de este alimento vendido más como snack se basa principalmente en la eliminación de toda el agua que suelen tener las frutas. Ahí está la clave, pero siempre que sus propiedades no se vean afectadas. Por tanto, mantienen sus nutrientes que aportan toda esa característica de saludable, aunque luego puede contener más o menos azúcar añadida, entre otros elementos que funcionan como aditivos. Antes de analizar cómo es exactamente este producto que te vende el supermercado valenciano bajo su marca blanca Hacendado, te explicamos un poco más sobre la deshidratación en las frutas.

Hablamos de un proceso muy antiguo que ya era común en las zonas rurales de nuestro país y tenía un claro objetivo: aumentar la duración en buen estado del alimento. La técnica -muy tradicional igualmente- se empleaba para disponer en la despensa de unas provisiones muy útiles en caso de necesidad. Después, se ha seguido deshidratando fruta de la misma manera. Es decir, reduciendo su grado de humedad mediante la acción sobre esa variable, pero teniendo en cuenta también el aire y la temperatura. Una vez lograda una disminución hasta el límite del 20 % del peso original del alimento, se completa el proceso.

fruta deshidratada de Mercadona

Frutas deshidratadas / Foto: infomercadona

¿Qué es lo que se busca al deshidratar? Muy fácil, ya que con la eliminación del agua se frena el auge o la futura aparición de microorganismos que suelen ir deteriorando a la fruta. Desde su interior hasta su exterior, como puedes observar en cualquiera de estos alimentos en su estado natural. Las bacterias no pueden sobrevivir en la nueva situación de sequedad y la putrefacción deja de ser una posibilidad. Por tanto, se amplía mucho más la durabilidad del producto encogido.

Tres nuevas opciones de fruta deshidratada de Mercadona

Existe una gran variedad de frutas que se comercializan en ese estado seco, aunque algunas son más populares que otras, unas tienen más éxito y otras no tanto. De ahí su visibilidad en los mercados. En el caso de las que nos ocupan este texto, cabe mencionar hasta tres opciones en bolsas con mango (60 g), piña (50 g) y manzana (20 g). Hay que destacar que la fruta deshidratada de Mercadona está elaborada de manera natural 100 % y sin azúcares añadidos. Tampoco contiene gluten, por lo que es aptas para celíacos.

Entre sus propiedades están las propias de cada una de esas frutas junto a otras magnificadas o reducidas tras el proceso. De esta manera, suelen contener mayor cantidad de fibra y minerales (potasio, calcio y hierro), así como de vitamina A. También el valor en calorías es elevado, mientras que uno de los pocos elementos que pierden niveles es la vitamina C, que se mantiene mucho mejor en la frescura del fruto.

mango

Mango deshidratado / Foto: foodretail

De esas tres nuevas opciones de fruta deshidratada de Mercadona, la que más éxito en ventas tiene es la primera. El mango fue tan demandado que no llegó a permanecer en el stock de la cadena para finales del 2020. Los consumidores dejaron de verlo en los stands y se preocuparon, así que en su Twitter, Mercadona explicó a esos usuarios inquietos que no lo habían retirado. El producto era originario de Sudáfrica, pero la cosecha de dicha variedad del fruto se había terminado. Avisó que justo para estas fechas actuales estaría de nuevo disponible. Las otras frutas son piña colada en rodajas y manzana roja. 

Otros snacks del mismo tipo ya vendidos

Aunque esas sean las novedades más recientes, si hablamos de frutos deshidratados, Mercadona ya vende desde hace bastante tiempo las tradicionales y comunes pasas. Estos productos proceden de uvas secas a las que se les añade aceite de algodón (sultanas) o de girasol (moscatel). Por otro lado están también las ciruelas en dos opciones (con o sin hueso), los orejones de albaricoque y los arándanos. Además, no podemos olvidarnos de los dátiles desecados, que se podrían incluir en este tipo de snacks.

Eso sí, los que ahora quieren llamar la atención del consumidor son los más novedosos. Porque la fruta deshidratada de Mercadona es un buen recurso en ensaladas y yogures. O la puedes incorporar a tus desayunos, dulces postres, tentempiés… ¡Tú decides!