Bebida probiótica con pan de molde, ¡nueva!

Hasta ahora casi todas las bebidas probióticas que puedes encontrar en el mercado proceden de materia prima láctea. Buen ejemplo de ello son los yogures, pero en un futuro tendrán competencia porque ha nacido una innovadora bebida probiótica con pan de molde. Desde la Universidad Nacional de Singapur (UNS) nos llega esta noticia y, aunque todavía no podréis disfrutar de ella, esperamos que pronto esté disponible al consumidor. Aquí te vamos a contar un poco más sobre esta novedad en unos alimentos que te ayudan a mejorar tu salud intestinal. Puede que en un futuro esos salgan hasta de lo sobrante de estos panes para crear sándwiches.

Los mismos que ya crearon una cerveza así

Para los creadores de esta nueva bebida probiótica con pan de molde seguro que este desarrollo les recuerda a otro con el que ya tuvieron éxito hace unos tres años. Los investigadores pertenecen al Departamento de Ciencia y Tecnología de los Alimentos de la Facultad de Ciencias de la UNS. En 2017 inventaron otra alternativa a los lácteos probióticos con una cerveza agria de sabor fuerte que integraba en su composición la cepa probiótica L26. Ésta tiene una interesante capacidad para neutralizar diferentes virus y toxinas, regulando también al mismo tiempo el buen funcionamiento del sistema inmunológico. Sin duda, esto es algo que en tiempos actuales de coronavirus, importa mucho. Pero bueno, aquello fue solo un primer paso para la creación de ahora.

Esta vez, los mismos investigadores han utilizado distintos tipos de pan en sus ensayos y pruebas hasta concluir que el pan de molde era el perfecto aliado para desarrollar la innovadora bebida. Eso sí, se lamentaron de que el pan blanco común no fuese mejor, ya que es el que más desperdicio sufre si se compara con los otros. Pero, ¿cuáles son las ventajas de utilizar este alimento en concreto? Pues, según aseguran, se trata de una materia prima económica y que puede generar unos ingresos adicionales a los que venden estos panes, teniendo en cuenta que una notable cantidad acaba desperdiciándose. No nos sorprende esto, ya que este producto es bastante perecedero. 

bebida probiótica de pan de molde

Grupo de investigadores que han creado la bebida / Foto: Universidad Nacional de Singapur

Más ventajas de esta bebida probiótica con pan de molde

Por esos motivos, usar este pan como base para la fermentación es muy interesante, si también se le suma el aspecto positivo de poder almacenar la bebida a temperatura ambiente durante unas seis semanas. En todo este periodo de conservación, según especifican estos científicos, el producto mantiene mil millones de unidades probióticas por ración. Y esta cantidad es solo como la mínima, por lo que puede contener incluso más. Realmente son todo beneficios para aprovechar esta materia prima y conseguir un alimento alternativo a los que tienen orígenes lácteos.

Además, ya entrando en otras particularidades, cuanto más pan se emplea, más cremosa queda la elaboración final, cuyo sabor está vinculado a las nueces y tostados. Esto se debe a la corteza del pan de molde tan característica. Esa que posee otros elementos más nutritivos que la miga, como la pronilisina (antioxidante) o la melanoidina.

Más allá de ello, esta bebida probiótica con pan de molde no contiene lactosa, obviamente, en una diferenciación añadida sobre la competencia. Su único inconveniente es el gluten, por lo que no estaría dirigida a personas celíacas, aunque también cabe destacar que no es tan rica (nutricionalmente) como las bebidas de base láctea. Esto es algo que sus creadores quizás mejoren en la fórmula con algún tipo de proteína más. Por aquí os dejamos el vídeo en el que explican (en inglés, eso sí) más sobre la creación de esta novedad en probióticos.

¿Cómo se elabora y qué te aportan estos alimentos?

Estos científicos de la UNS quieren explorar ya la producción y comercialización de su nuevo invento, así que ya han comenzado a contactar con la industria alimentaria. La forma de elaborar esta bebida probiótica con pan de molde es bastante sencilla y rápida. En 24 horas, según relatan, pueden crearla. Todo comienza en un proceso de suspensión de pan con agua antes del pasteurizado. Luego se añaden la levadura y las bacterias para dejar fermentar esa mezcla el tiempo que antes se ha mencionado. Después de ese periodo, estaría lista para consumo. Te recordamos que este tipo de alimentos te aportan beneficios saludables, ya que fortalecen tu sistema inmune. Previenen y tratan enfermedades gastrointestinales, además de aliviar síntomas asociados al síndrome del intestino irritable. Si desconocías esto, te animamos a probar ya con yogures, mientras esperamos a que esta novedad procedente del país asiático esté en el mercado.

Compártelo
No hay comentarios

DEJAR UN COMENTARIO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.