Casa Cacao: la importancia de los orígenes

Los hermanos Roca son el claro ejemplo de la importancia de tener en cuenta nuestras raíces. Joan, Jordi y Josep empezaron en las cocinas del restaurante de su madre, Can Roca, en Girona. Hoy día regentan el Celler de Can Roca -también en la provincia catalana-, un templo gastronómico que cuenta con tres estrellas Michelin y que en 2015 fue considerado el mejor restaurante del mundo. Al final, tal y como ellos han dicho muchas veces, su éxito está muy ligado a sus raíces gerundenses. Es por eso que en 2020 decidieron dar un paso más allá en sus proyectos. Casa Cacao es el resultado de aunar una experiencia gastronómica de alto nivel con la idea de descubrir Girona a las personas que acuden a degustar sus creaciones.

Casa Cacao: un sueño materializado

Además de encargarse de las creaciones más dulces del Celler, Jordi Roca tiene su propia heladería –Rocambolesc– y ahora está embarcado en un proyecto muy novedoso que ha gestado junto con Anna Payet, mujer de su hermano Joan. Casa Cacao no es una chocolatería cualquiera. Lo que hace especial a este local no es solamente el exquisito producto chocolatero. Es que, además, se trata de un hotel boutique -regentado por Payet-. Así es: los dos miembros de la familia han levantado un negocio en el que, además de poder probar los más selectos chocolates, puedes alojarte y conocer más la ciudad de Girona. “No pretendemos otra cosa que nuestros huéspedes, sean o no cliente de El Celler, se sientan como en casa”, decían para La Vanguardia.

Casa Cacao

La terraza del Hotel Boutique Casa Cacao | Fuente: hotelcasacacao.com

El hotel boutique de Casa Cacao

El hotel, que está situado en un edificio calificado de interés histórico en Plaça Catalunya de Gerona, consta de un total de 15 habitaciones. Estas estancias están minuciosamente diseñadas para crear “un espacio excepcional para descansar y sentirse como en casa”, según dice la página web del hotel. Las encimeras de los baños están hechas con piedra natural de Gerona, y los vasos a partir de botellas de vino recicladas de El Celler de Can Roca.

Y como guinda del pastel para el debut hotelero de la familia Roca, la terraza. Desde ella no solamente hay una vista panorámica de la ciudad de Gerona, sino que, además, en ella se puede disfrutar de un desayuno degustación elaborado por Joan Roca -con productos de locales y de temporada-.

Casa Cacao

Local de Casa Cacao, en Gerona | Fuente: casacacaogirona.com

El obrador y la chocolatería

La pasión de Jordi Roca, el menor de los tres hermanos, por la repostería, le llevó a convertirse en uno de los reposteros más respetados y reconocidos mundialmente. Sus creaciones en el restaurante familiar son únicas, pero él quería ir un paso más allá. “La idea del proyecto nació cuando un día en el restaurante nos planteamos un reto con mis hermanos: ¿Podemos hacer chocolate en casa?”, decía el cocinero para La Vanguardia. Hicieron la prueba y, efectivamente, “estaba bueno”.

Quién sabe si por casualidad o por destino, pero en el momento del experimento se acababa de reincorporar al equipo Damian Allsop, que había sido mentor de Jordi anteriormente. “La especialización en chocolate que desarrolló después de su primera etapa con nosotros le llevó a trabajar con chocolate”, recordaba Allsop. Y así fue como de una simple pregunta nació un proyecto de estas dimensiones.

Buscaban, además, acercar el arte de la chocolatería a la gente. Es por eso que las máquinas de la elaboración del chocolate están a la vista para la gente que pasa por la calle. Porque esa es otra: elaboran el chocolate desde cero. Y ahí es donde se encontraba el reto: jamás, ni él ni su mentor, lo habían hecho. Es por eso que Jordi viajó a Perú para aprender todo lo que fuera posible sobre el cacao desde su origen para ofrecer productos de la mayor calidad posible. De esta manera, el cacao llega al obrador en sacos, y ellos mismos seleccionan grano a grano los que usarán posteriormente. “Lo importante es el origen, no el porcentaje de cacao”, decía para El País.

Productos de Casa Cacao

Desde bebidas frías o calientes a elaboraciones en forma de tableta de chocolate o bombones; esa es la oferta de Casa Cacao -y que se puede encontrar también online-. Todo ello elaborado con granos de cacao procedentes de países como Perú, Venezuela, Colombia, Ecuador, República Dominicana o Bolivia.

Casa Cacao

Una caja variada de bombones elaborados en Casa Cacao | Fuente: casacacaogirona.com

Los artífices de esta creación han decidido expandirse internacionalmente. Tanto es así que se abrirá un establecimiento como el de Gerona, en Hong Kong (China). Se encuentran, como dicen, ilusionados y con esperanzas de que ese destino sea el primero de una larga lista para llevar sus creaciones a todo el mundo. Eso sí, siempre teniendo en cuenta las raíces.

Compártelo
No hay comentarios

DEJAR UN COMENTARIO

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.