Cerveza artesana Cruzcampo: sabor a Málaga

Con una de las frutas más populares que se cultivan en la comarca de la Axarquía malagueña nace la nueva cerveza artesana Cruzcampo con sabor a mango. Una receta original de la compañía sevillana para que los amantes de la birra disfruten en su paladar de uno de los productos enmarcados en Sabor a Málaga. De estilo Session IPA, esta innovadora bebida ha sido elaborada por maestros cerveceros de la fábrica que la firma tiene el barrio malagueño de Soho. A continuación te contamos todo sobre esta interesante apuesta con dicha fruta de temporada.

‘Microcervecería’ e innovación en Málaga

Como un espacio de referencia dentro del grupo cervecero propiedad de Heineken se encuentra la fábrica de Cruzcampo en Málaga capital. Jóvenes expertos y apasionados de la birra investigan con gran espíritu creativo cómo incorporar nuevos ingredientes o procesos para conseguir recetas artesanas y originales. Así ha nacido la última, de la mano de Juan Navarro y Jorge Varela, los dos artífices de la edición limitada con mangos. “Queríamos seguir explorando con materias primas locales y de temporada, al mismo tiempo que aportar nuestro particular tributo a los agricultores de la provincia que han convertido a Málaga en una potencia en producción de mango”, argumentan ambos creadores.

Además de la nueva cerveza artesana Cruzcampo Session IPA, en la ‘microcervecería’ malagueña se pueden degustar otra gran variedad de botellas según la época del año. Entre ellas, destaca la Malagueta, que homenajea a la playa más famosa de la ciudad. También están la de Trigo, la Strong Ale, la Session o la IPA. Pero la degustación es tan solo una de las propuestas que ofrecen en sus instalaciones, donde organizan diversos planes y experiencias. Así, suelen unirse el arte, la gastronomía y la música en algunos eventos donde se bebe Cruzcampo. 

maestros cerveceros con mango

Instalaciones cerveceras y trabajadores / Foto: Cruzcampo

“El contacto con la gente es fundamental para tener un feedback directo de nuestras creaciones y una oportunidad para captar in situ las tendencias, gustos y preferencias de la gente. Este barrio, además, es pura creatividad”, asegura Varela. La fábrica de Málaga tiene un total de 1.100 metros cuadrados de los cuales 800 están destinados a hostelería y 300 a la producción cervecera. Su aforo es superior a las 500 personas.

Así es la cerveza artesana Cruzcampo Session IPA con Mangos

Con malta de centeno y un sabor combinado entre notas a caramelo, frutas, cítricos e incluso las pináceas tanto de los lúpulos como de los propios mangos, esta nueva birra es toda una delicia. Su cuerpo es ligero, su amargor de nivel medio alto y su color, ámbar rojizo oscuro. Hasta el fin de las existencias se puede degustar la cerveza artesana Cruzcampo Session IPA con la fruta autóctona de la Axarquía. Ya en su botella representa un diseño muy frutal, con los colores anaranjados o amarillentos característicos del mango, tras el logo típico de la marca cervecera.

El cultivo de mangos en Málaga

Aunque tenga su origen en el Sudeste Asiático, el mango es una fruta extendida con gran éxito por la comarca de la Axarquía malagueña, desde que llegase en los años 80. Con cerca de 4000 hectáreas de cultivo, una de las mayores extensiones de mangos en nuestro país está en dicha región. Solo es superada por la Costa Tropical de Granada. En ese contexto, cada año la producción de este producto se sitúa entre las 10000-30000 toneladas en el campo malagueño. Su enorme rendimiento es incluso mayor que el del aguacate, otra fruta introducida perfectamente.

cerveza artesana Cruzcampo

Mangos malagueños / Foto: Cruzcampo

Otro interesante dato que demuestra la capacidad del cultivo en este territorio andaluz afirma que por cada hectárea pueden haber hasta un millar de árboles de mango. Ese del que existen numerosas variedades: Osteen, Kent, Keith, Sensation y Tohmmy Atkins. La primera mencionada, eso sí, es la más frecuente en la Axarquía, acaparando hasta un 80 % del total de superficie cultivada. Cada variedad se diferencia entre sí por el color de la cáscara verde, amarillo o incluso rojizo. En la pulpa, suele ser siempre amarilla con tonos de transición al naranja.

En cuanto al sabor, ofrece un dulzor especial, lleno de matices aromáticos, algo que convierte al mango malagueño en una fruta muy demandada tanto dentro como fuera de España. Sus propiedades más relevantes nacen de su alto contenido en fibra y vitamina C. Por tanto, si deseas probar todo el aporte que tiene en forma de cerveza artesana Cruzcampo, ya existe esta posibilidad. ¡Disfruta de una creativa receta Sabor a Málaga!